Reacciones: formar parte del equipo de la oficina ICV

10 Mayo 2005

El equipo de voluntarios en la oficina de Ginebra es una parte importante de ICVoluntarios, sin la cual la organización no podría funcionar. Los voluntarios a largo plazo, asumiendo la responsabilidad de los servicios de afiliación, recaudación de fondos, traducción y más, ayudan a la organización de una forma significativa. Cada año ICVoluntarios ofrece una serie de prácticas,  particularmente en el área de la traducción (específicamente en inglés, francés y español). Louma Atallah y Caroline Daune nos cuentan su experiencia…

Louma Atallah, pasante en la oficina de ICVoluntarios de abril a junio de 2004: “Hice las prácticas para adquirir experiencia profesional. En ese momento estaba estudiando en la “Escuela de Traducción e Interpretación” (ETI) en Ginebra. Mi trabajo consistía en traducir el informe anual de ICVoluntarios del inglés al francés. ¿Fue útil? Sí y mucho. La experiencia me dio la oportunidad de trabajar eficazmente y con rapidez en un proyecto largo, teniendo en cuenta las limitaciones que se presentan. A grandes rasgos, hubo limitaciones de tiempo, calidad, jerga del área y las ideas principales que intentaba transmitir.
Me gustó particularmente la ejecución de un trabajo desde el principio hasta el fin. Y también las iniciativas que me dejaron tomar en  ICVoluntarios, así como la confianza y el estímulo de Viola (Directora de ICV) y Kathy (Coordinadora de Voluntarios de ICV). Acabo de terminar mis estudios y estoy buscando trabajo.”

Caroline Daunes era una pasante de octubre a diciembre de 2004. Estudió inglés en Toulouse y terminó sus estudios en Vancouver, Canadá. De vuelta en Europa, decidió complementar su formación con estudios de traducción (francés / inglés / alemán) en la ETI. Caroline: “Quise ser pasante para poder trabajar y traducir durante un largo período de tiempo. Quería saber si me gustaría después de algún tiempo. Lo que realmente me gustó fue que René, un traductor voluntario a largo plazo de ICV, revisaba mis textos y el trabajo que hicimos juntos. Además, los temas siempre fueron interesantes, nunca limitativos y ricos en contenido y sustancia. En conclusión: por suerte, he hecho una buena elección al escoger mis estudios.

Mis conocimientos de informática no estaban completamente actualizados cuando empecé, en esta área las prácticas son muy útiles también. Algunos consejos para los compañeros de profesión: no duden en preguntar cuando no estén seguros de algo. Por ejemplo, en lo relativo a la terminología utilizada por las organizaciones internacionales y no gubernamentales. Las prácticas son útiles en la medida que permiten usar lo que han aprendido en la universidad en un contexto diferente. Es útil para la organización que acoge así como para el traductor, una situación en donde todos ganan.”

La experiencia en el sector privado se aplica en el sector sin fines de lucro

Singh Vijay de India, fue un voluntario en la oficina ICV hasta enero de este año. Armado con experiencia en ventas y marketing, ayudó a establecer el contacto con empresas en Ginebra para interesarlos en el patrocinio del programa CiberVoluntarios. Vijay vive ahora con su esposa y su hijo en Nueva York.

¿Cómo te involucraste en ICV?

Durante los últimos once años y algo de mi carrera profesional, he trabajado en ventas en diferentes países. Lo que me dio la oportunidad de trabajar e interactuar con personas de diferentes orígenes geográficos. Me mudé a Suiza desde Kenia con mi esposa, quien trabaja para las Naciones Unidas. Una vez en Ginebra, usé mi llamado “año sabático” para descubrir las actividades que probablemente no hubiese visto de otro modo.

Una de ellas la descubrí en el área del voluntariado. Con el fin de involucrarme en una conferencia internacional, me uní a la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información, es decir, la conferencia de la CMSI en Ginebra, 2003, donde me ofrecí voluntariamente para ICVoluntarios. Una cosa llevó a otra y finalmente formé parte del equipo de recaudación de fondos de ICV, centrándome especialmente en el sector privado.

¿Cuán diferente fue su trabajo de voluntario de los trabajos anteriores?

Antes de ICV había estado utilizando mis habilidades profesionales para facilitar las ventas y hacer negocios, siguiendo las normas de la profesión. El uso de mi experiencia y habilidades para el desarrollo de la comunidad sin ningún tipo de ganancia “materialista” era algo fuera de lo común para mí. Así que mi trabajo como voluntario no sólo era difícil, pero también era la oportunidad para aprender una nueva dinámica de interacción con las personas en un nivel totalmente diferente.

Mi papel era sobre todo establecer contactos con el sector privado para hablar sobre el programa CiberVoluntarios y explorar las posibilidades de crear una asociación para apoyar al programa. A través del programa, los voluntarios que se especializan en tecnologías de información y de la comunicación contribuyen al desarrollo de proyectos con un enfoque especial en la región de África.

¿Cómo calificaría su experiencia en ICVoluntarios?

¡Grandiosa! Fue una experiencia tremenda. Realmente disfruté trabajando en un área que sólo habría conocido desde una perspectiva empresarial. Cuando trabajé en ICV también tuve la oportunidad de interactuar y aprender de las personas con antecedentes y experiencias diferentes.
¿Continuaría con el voluntariado en un futuro?

En primer lugar, estoy feliz de haber contribuido con mi tiempo y mi experiencia a un proyecto que beneficia a África, donde viví durante casi ocho años. Dada la oportunidad, estaría encantado de ser voluntario para el programa CiberVoluntarios como una actividad lateral en el futuro.

©1998-2019 ICVolunteers|diseño + programando mcart group|Actualizado: 2019-01-28 10:52 GMT|Nuestra política|